La Rebelión de las Orcas
En este período estival europeo, se han registrado varios incidentes en los que yates de recreo se han visto agredidos por orcas, en episodios solitarios o por grupos de estos cetáceos. Navegantes y científicos biscan una explicación al fenómeno.
El fenómeno se ha repetido en las costas de Galicia y también mas al Sur, en las proximidades del puerto de Cádiz, y también en aguas portuguesas. Dos embarcaciones tuvieron que ser remolcadas hasta el puerto de Cerdeira tras sufrir daños en el timón. Los veleros Urki I y Amadeus quedaron sin gobierno tras ser afectado su timón por el ataque de una orca solitaria. Salvamento Marítimo indica que mantiene vigente un radioaviso a las embarcaciones para que en caso de avistamiento de orcas no intenten aproximarse.
Otro velero, el Nouk, de 12 metros, se dirigía al Atlántico a través del Estrecho de Gibraltar cuando frente a la costa de Barbate avistaron una orca. Felices con el encuentro se vieron sorprendidos cuando el animal destrozó la pala del timón de la nave.
También un velero de instrucción de la Armada Española sufrió un incidente similar. Lo llamativo de los ataques es que se apuntan siempre al timón de la embarcaciones. En este caso, la tripulación, que se dirigía a competir en la Regata Príncipe de Asturias, recibió con alegría la visita de un grupo de cetáceos. De pronto, varios golpes sacudieron la embarcación y la tripulación observó un trozo de la pala del timos flotando junto al barco. Las orcas tomaron el trozo como un juguete, mordiéndolo a turnos. Aún con la maniobra afectada el barco se las arregló para llegar al puerto de la Escuela Naval de Marín para hacer reparaciones y continuar su viaje.
Otro barco que partió en crucero desde Les Sables D'Olonne costeando la costa francesa y luego en aguas de Portugal, fue asediado un buen rato por un grupo de orcas que en sucesivos ataques dañaron el timón de su embarcación. En el video se oyen claramente los golpes que las orcas propinan, turnándose, al casco de la embarcación mientras destrozaban el timón. Los daños no fueron totales y la nave pudo continuar navegando
Dos cosas intrigan a quienes estudian el fenómeno : La relativa territorialidad de los encuentros y por otra parte el porqué atacar específicamente esa parte de la embarcación.Tal parece quye de algún modo percibiesen la funcionalidad del timón, o quizás las atraiga la vibración que, en certas circunstancias, genera el timón de un velero al tomar velocidad.